Djokovic impone su ley en una pista especial para él

 

Un año después de su deportación de Australia, el astro serbio Novak Djokovic protagonizó el martes un regreso triunfal a la pista “más especial” de su vida con una sobria victoria por 6-3, 6-4, 6-0 ante el español Roberto Carballés.

Djokovic, deportado en 2022 por no estar vacunado contra el covid-19, pudo volver este año a Melbourne en busca de un décimo título en este torneo para igualar el récord de 22 Grand Slam del español Rafa Nadal.

“Estoy muy feliz de estar de vuelta en Australia y en la pista donde he tenido los mayores éxitos de mi carrera”, dijo el serbio, que lleva 1.821 días sin perder en este Grand Slam.

“Definitivamente, esta pista es la más especial en mi vida y no podía pedir un mejor comienzo para el torneo”, agregó Djokovic.

Espoleado por una grada repleta de banderas serbias en la Rod Laver Arena, Djokovic abrió su andadura hacia un eventual décimo título en Melbourne con un saque directo fenomenal.

Pese a ser número 75 del ranking mundial, el español no se resignó al papel de invitado a la fiesta del actual número 5 del mundo, al que sorprendió colocándose con 0-40. Sin embargo, “Nole” sacó a relucir su calidad con una volea y una derecha ganadora. En segunda ronda, Nole se enfrentará al ganador del partido entre el francés Enzo Couacaud y el boliviano Hugo Dellien, reprogramado para hoy.

 

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: