«Hermano Lucho, no estamos tan bien económicamente»: Evo y Luis Arce estrechan las manos, ¿señal de unidad?

Compartir en

 

Con un estrechón de manos y un abrazo, el presidente Luis Arce y el líder del MAS, Evo Morales, quisieron lanzar un mensaje de unidad dentro del Movimiento Al Socialismo, aunque las pugnas entre arcistas y evistas son cada vez más evidentes. Ambos líderes del masismo se reencontraron este sábado en el marco del Noveno Congreso del Movimiento al Socialismo, que se desarrolla en el municipio de Yapacaní, zona norte del departamento de Santa Cruz. 

El discurso de Luis Arce 

¡Lucho, lucho, lucho!, coreó la gente cuando el presidente Arce tomó la palabra.

«Venimos como militantes de base para apoyar la realización de este importante evento. Santa Cruz tiene una particular importancia; por una parte, tenemos que, durante el golpe de Estado que se gestó en este departamento, fueron nuestras organizaciones sociales las que tuvieron que reagruparse, reorganizarse, para enfrentar. Cómo olvidar esos tiempos en el que el Gobierno de facto no atendía a nuestras organizaciones ni al pueblo cruceño. Pero también queremos relievar la importancia del pueblo cruceño y nuestras organizaciones sociales en Santa Cruz, que resistieron estoicamente los 36 días de paro del Comité Cívico. La Federación de Campesinos, interculturales, nuestras hermanas Bartolinas, el Movimiento Sin Tierra, nuestros hermanos indígenas que se organizaron y resistieron ese tiempo», remarcó el actual presidente del Estado.

Asimismo, Arce dijo que «esa importancia radica porque aquí en Santa Cruz está radicada la derecha recalcitrante, la que no quiere el proceso de cambio, la que no quiere el Estado Plurinacional de Bolivia. Por eso radica la importancia de este importantísimo evento», afirmó. 

Agregó que «es muy importante tomar en cuenta los riesgos y amenazas que tienen nuestro proceso y que vienen de afuera. Cuando nos dicen que nuestro litio es su reserva, cuando nos dicen que nuestra reserva de agua les interesa, cuando les dicen a todos que la Amazonía es algo en lo cual ellos tiene puestos los ojos. Hay un peligro externo, es un momento importante para que reflexionemos, discutamos y profundicemos el debate para ponernos a la altura de lo que nos desafía la derecha internacional y la derecha nacional». 

Para Arce, «aquí (en Santa Cruz) también la derecha nacional se ha estado organizando, reactivando, está levantando la cabeza y el MAS tiene que dar una respuesta, demostrar por qué somos la primera fuerza del país. Por eso es muy importante este congreso, porque aquí tenemos que ponernos a la altura del desafío de enfrentar ideológica y políticamente a la derecha nacional e internacional», apuntó. 



El turno de Evo Morales 

¡Qué viva Santa Cruz!, ¡qué viva nuestro instrumento político! ¡Qué viva la revolución democrática y cultural!, dijo desde el inicio Evo Morales, quien llegó al evento en medio de aplausos.

Luego de repasar algunos hechos trascendentales por los que atravesó el Movimiento Al Socialismo y el país, Morales remarcó que «la experiencia vivida sólo se superó con la unidad. «La unidad no se habla, la unidad se hace. Mucha paciencia para hacer unidad. Seremos sinceros, unos dicen unidad, pero (también dicen) renovación, fuera la vieja rosca. Esa no es unidad, unidad es estar viejos y jóvenes. Hay malos viejos y buenos viejos; hay malos jóvenes y buenos jóvenes. Unidad es de todos. Con la unidad hemos recuperado nuestros servicios básicos».



El líder del MAS resaltó que el espíritu de su partido es ser radical. «Hemos llegado al Gobierno con la posición radical, somos radicales, no conservadores. Primero, que las transnacionales no vuelvan otra vez a vendernos agua, luz, teléfonos. Entel era de los italianos. Para enfrentarlos tenemos que estar unidos, unidad no es por una pega, no es por un programita o una obrita. Unidad es defender la soberanía económica. Unidad para defender los servicios básicos», expresó. 

Según Morales, «nuestros congresos no son solamente para ver quién será el dirigente, sería tan importante, por ejemplo en la comisión económica, debatir la situación económica en el nuevo orden mundial. Cómo la comisión económica puede proponer a nuestro hermano presidente, a nuestro gobierno cómo salvar Bolivia». 

Economía boliviana

 Más adelante, Morales le dijo al mandatario: «¿Sabe hermano Lucho? No estamos tan bien económicamente, qué vamos a sugerir, qué nuevas políticas sociales para la gente humilde, para la gente pobre. Estoy viviendo en el campo y veo de cerca, un viejito, una viejita de más de 60 años, hijos profesionales se han ido a la ciudad, y el viejo y la vieja abandonados. Y sólo viven hermano Lucho con la Renta Dignidad. Sin ella, pobres abuelitos.

Hay algunas jubilaciones que tienen mucha plata. Esos sectores hasta se jubilan con el 100% de su sueldo, cómo buscar cierto equilibrio y crear el segundo aguinaldo para la gente de tercera edad, por ejemplo. Es cuestión de hacer números, atender a la gente pobre, para eso es nuestro instrumento político», detalló. 

Añadió que la comisión social es para debatir propuestas y sugerir. «A veces venimos al congreso solamente para pelearnos quién va a ser dirigente. El congreso es para proponer programas sociales, nuevos programas productivos, nuevos programas y políticas económicas». 

Más adelante, Morales dijo: «Somos el movimiento político más grande en la historia de Bolivia, el MAS-IPSP. ¿Por qué? Porque nuestros programas y políticas vienen del pueblo. Nuestras tareas (deben ser) cómo inyectar nuevos recursos para generar movimiento económico, cómo evitar políticas de contracción económica que hace daño a la gente humilde o pobre».

Finalmente, resaltó que «las agresiones internas y externas, vengan de donde vengan, como movimiento político MAS-IPSP no nos vamos a rendir, que sepa el imperio norteamericano. Tanta lucha, tanta marcha, no puede ser en vano, vengan humillaciones, ofensas, campaña sucia, todo es mentira. Últimamente fui a Yungas invitado y me dijeron que fui en auto chuto. Cuando en ese carro he ido a recoger doctor honoris causa del Perú, qué mentira. ¿Será que Comunidad Ciudadana me ha perseguido? No creo. Alguien me persigue para informar a la derecha y que meta la pata con mentiras».

 

Compartir en

Deja tu comentario