Dos personas van a la cárcel por muerte de joven en bloqueo

 

Marcos Junior V. V. y Zaúl Reinaldo S.M. fueron enviados ayer al penal de Palmasola con detención preventiva por 180 días, acusados de matar a José Eduardo Sosa en un punto de bloqueo la madrugada del 10 de noviembre en el barrio Latino Sur, de Santa Cruz. Concejales de esa región pidieron ayer la destitución del comandante de la UTOP por la gasificación en el Plan 3.000, donde una niña de 11 meses fue afectada.

Ambos acusados estaban aprehendidos por la muerte de Sosa, acudieron a su audiencia cautelar, en la que un juez decidió que sean enviados a prisión con detención preventiva. Sosa se convirtió en la tercera víctima del paro cívico indefinido cruceño que busca censo en 2023.

En un principio, el Gobierno manejó la versión de que el joven de 28 años falleció por una pelea de pandillas, pero las pruebas fueron contundentes y confirmaron que fue victimado por los dos detenidos. La madrugada del 10 de noviembre otra persona más resultó herida.

La defensa de Sosa reveló en la audiencia que la muerte del joven “fue por encargo”, tomando en cuenta que la víctima había sido apuntada días antes por haber intentado desbloquear el cerco a una refinería de Yacimientos Petroleros Fiscales Bolivianos, donde presuntamente Sosa usó petardos, según El Deber. La planta petrolera estaba cercada por grupos afines al Movimiento Al Socialismo.

Piden destitución

Después de los graves enfrentamientos del miércoles en el Plan 3.000 y la represión policial que incluso alcanzó a una niña de 11 años, que tuvo que ser internada de emergencia, concejales de Santa Cruz anunciaron que pedirán la destitución del comandante de la Unidad Táctica de Operaciones Policiales (UTOP) que opera en ese sector.

Los concejales Manuel Saavedra, Lola Terrazas y Alberto Vaca anunciaron que enviarán cartas al ministro de Gobierno y al Comando Departamental de la Policía para que se destituya al comandante de la UTOP y se identifique y destituya al policía que gasificó a una bebé de 11 meses en el Plan 3.000.

En la capital, el comandante departamental, Jhonny Chávez, eludió responder a la prensa sobre los incidentes y el abuso policial en el Plan 3.000 y abandonó abruptamente una conferencia de prensa.

 

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: