Estado Plurinacional, a 14 años de pongueaje, charlatanería y engaño

Los azules acaban de celebrar 14 años del dizque Estado Plurinacional, donde impera la exclusión de los pueblos indígenas en los altos niveles de decisión, con un marcado predominio y de dominación de una oligarquía proveniente de las mismas familias de hacendados de antaño que hacían gemir al indio, que además pertenecen a tiendas políticas tradicionales, como el MNR, ADN, NFR, MIR y otros que hoy gobiernan y no se cansan de repetirnos que Bolivia había dejado de ser república.

En relación con eso del Estado Plurinacional y la República de Bolivia, uno revisa la Constitución y encuentra que nuestro país constitucionalmente, a la vez de ser Estado Plurinacional, sigue siendo República de Bolivia, tal como menciona la actual Constitución: “Artículo 11. I. La República de Bolivia adopta para su gobierno la forma democrática participativa, representativa y comunitaria, con equivalencia de condiciones entre hombres y mujeres”.

La concentración oficialista del reciente domingo, nos permite ver al campesinado y otros sectores, además de los funcionarios públicos, cómo son obligados a marchar y adorar a sus nuevos patrones azules, como Marianela Prada de ADN, al ministro Del Castillo y a otros oligarcas que disfrutan del poder a costa de la sumisión e inconciencia de nuestra población.

Sin embargo, es preciso señalar que el MAS Unzaguista, es un gobierno con una ideología y filosofía colonial que no tiene relación con los pueblos y naciones indígenas de Bolivia. Esta ideología foránea del socialismo del Siglo XXI está sustentada por criollos y mestizos que provienen de la extrema derecha en la mayoría de los casos, que utilizan e imponen este pensamiento neocolonial anti indio, donde los indígenas solamente acatan y son obligados a obedecer y no tienen derecho a pensar ni a decidir desde su identidad.

En realidad, el engaño, la charlatanería, el despilfarro, la implantación del abuso de poder e imposición de un socialismo fascista anti indio, las masacres, las persecuciones, los encarcelamientos de los indígenas y otros hechos, comienzan en el año 2006. Son muchos años en los que obligan a marchar a los pongos rojos, a los pongos wayrurus, pongos azules y de todos los colores.

Las llamadas organizaciones sociales no son nada más que organizaciones de pongos inconscientes, al servicio gratuito de la q’aracracia azul de los Prada de ADN, Richter de NFR, Del Castillo, Dockweiler de ADN y otros oligarcas que imponen su dominación desde las diferentes instancias y mecanismos de poder.

Son tantos años de lo mismo, de pura perorata, de puro engaño y de puras mentiras, de suplantaciones a la identidad indígena, del uso indebido de símbolos indígenas, de represiones, muertes, persecuciones y encarcelamiento de indígenas de las tierras altas y las tierras bajas, de masacres como el de Chaparina, duras represiones a indígenas como en Takovo Mora, a los achacacheños, a los cocaleros de los Yungas…

Pero también fue una época de atentar en contra de los derechos de los pueblos indígenas, de descarado despilfarro, de saqueo de recursos naturales, de envenenamiento y destrucción del medio ambiente, de proteccionismo a los asaltantes de tierras y viviendas en el área rural y urbano y, como si fuera poco, estos enemigos de los pueblos indígenas se atrevieron a cerrar la Universidad Indígena Tawantinsuyu de El Alto.

Este 22 de enero, nos recuerda los años de conflictos con numerosos muertos, como el de Jhonatan Quispe de la UPEA, los cocaleros de la Asunta, los mineros cooperativistas en la carretera a Oruro, los ejecutados en el hotel Las Américas, La Calancha, El Porvenir, Caranavi y en muchas otras regiones del país. Además, las persecuciones judiciales y encarcelamiento de casi dos centenares de luchadores sociales e indígenas.

En el llamado Estado Plurinacional, no existe eso que se llama justicia, por el contrario, existe una entidad sometida al servicio del partido gobernante para perseguir y encarcelar a personas que exigen el cumplimiento de la ley, mientras que los violadores, corruptos, asaltantes de tierras y delincuentes de toda laya que son militantes del partido azul, se campean impunemente por doquier.

Por otra parte, el gobierno masista nos ha sumido en la mayor deuda externa en la historia de nuestro país, llegando a casi 15 mil millones de dólares de acuerdo con proyecciones sobre la base del Presupuesto General de la Nación 2023. Además, se tiene una deuda interna de casi 13 mil millones de dólares.

En cuanto a la mega corrupción azul, son innumerables los casos publicados en los diversos medios de comunicación, como el relacionado con el Fondo Indígena y Achacollo, Banco Unión, YPFB, barcazas chinas, caso Zapata, entre muchísimos.

Y como si fuera poco, salimos derrotados en la Corte Internacional de Justicia de La Haya, cuando perdimos la última opción de reclamar ante organismos internacionales de justicia por una salida al mar para Bolivia. Y, recientemente, sufrimos otra derrota en La Haya por el caso de las aguas del Silala.

Bolivia durante 17 años está intervenido por un régimen depredador, entreguista, anti indígena, pro chino, pro ruso, pro cubano y pro regímenes dictatoriales que oprimen a sus pueblos y los mantienen sometidos al hambre, miseria, a través de duras represiones, destruyendo a las organizaciones sociales con la orquestación de instancias paralelas en el campesinado, en las juntas vecinales y otras.

Finalmente, el día del Estado Plurinacional debe servir para la recordación de los años de un proceso de corrupción, de charlatanería, de incapacidad, de narcotráfico, violaciones, pedofilia, dictadura, justicia corrupta, represión y masacre a pueblos indígenas, asesinato, persecución y encarcelamiento de sus líderes. Es el día para percatarnos de cómo los aymaras, quechuas, guaraníes, chiquitanos, moxeños… continúan gobernados por los mismos oligarcas coloniales, sean de izquierda socialista o de derecha liberal y son arreados como rebaño, bajo imposición de multas y otras formas de coacción. Lo que en el futuro toda la población no debe permitir que se repita.

 

El autor es comunicador social.

La entrada Estado Plurinacional, a 14 años de pongueaje, charlatanería y engaño se publicó primero en El Diario – Bolivia.

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: