Proyecto pretende consolidar sometimiento de la Policía al poder político y corrupción

 

El proyecto de ley de “Carrera de la Policía Boliviana” aprobado el pasado martes en la Comisión de Gobierno, Defensa y Fuerzas Armadas de Diputados, busca consolidar el sometimiento de la institución al poder político y profundizar la corrupción a través de la inclusión de un representante del Ministerio de Gobierno a la Comisión de Talento Humano, así como permuta de ascensos, manifestó a EL DIARIO el coronel en servicio pasivo del Ejército y además abogado de profesión, Jorge Santistevan.
“El Movimiento al Socialismo como en todos los proyectos de ley que han elaborado y posteriormente promulgado, le han echado mano a la Policía para aprovecharse de la misma y seguir sometiéndola a su antojo político. Con esta ley consolidan el poder político sobre la Policía y además consolidan la corrupción al interior, motivada por ellos (la clase política gobernante)”, apuntó.
Puntualizó que el artículo seis del proyecto refiere la creación de una Comisión Superior de Talento Humano conformada por el Inspector, Presidente del Tribunal Disciplinario, Director Nacional del Talento Humano y el Director Nacional de Instrucción y Enseñanza, además de un representante del Ministerio de Gobierno.
“¿Qué tiene que hacer una persona que no tiene formación académica en una institución netamente técnica, pero además con alto interés político?, entonces este representante del Ministerio de Gobierno que viene a conformar esta comisión para controlar el ejercicio profesional en todos los campos de los oficiales y suboficiales de la Policía, es decir, nadie podrá ser destinado, ascendido sino es bajo la presencia y tutela del representante del Ministerio de Gobierno”, advirtió.
En ese marco aclaró que con ese extremo la institución del orden entraría en una politización profunda que además da lugar a la corrupción, porque cuando un representante político ingresa a formar esa comisión profesional administrativa interna, especializada y técnica, sin tener el conocimiento, es solamente para controlar a los miembros que son “leales, que juraron al partido o que se apegan al jefe político a manera de ahijado, son los que obviamente tienen que ser premiados con ascensos, destinos, distinciones y becas”.

RETIROS
El jurista apuntó que el artículo 18 referido a los tipos de retiro considera al voluntario y obligatorio, que están correctos empero también contempla uno temporal, que en su criterio, dará lugar a hechos de corrupción y favoritismo, en lugar de fortalecer los lazos institucionales.
“Llama la atención el retiro temporal para los miembros de la Policía. No corresponde que sea suspendido por un lapso determinado emergente de una sanción disciplinaria, pues las sanciones son para corregir no para desligar del servicio temporalmente, quitando la eficiencia y afectando la moral del resto de los policías. Si un servidor público comete faltas disciplinarias corresponde la sanción según el reglamento y si el funcionario comete delitos de orden público, tiene que ser separado de la institución previa condena, mientras tanto pasará a disposición de la letra correspondiente; pero no puede ser que se suspenda temporalmente a un profesional y luego lo reincorporen”, dijo.
Según el proyecto de ley todos aquellos oficiales que cometan faltas disciplinarias podrán ser pasados a retiro voluntario y les darán la oportunidad de volver a la institución, extremo que en su criterio da lugar a un acto corrupto, porque el tribunal podrá ser influenciado por el representante del Ministerio de Gobierno al ser parte de la Comisión de Talento Humano.
Aclaró que quién va a controlar si la falta es grave o leve, será la Comisión Superior de Talento Humano en la que está el representante del Ministerio de Gobierno, por lo que considera que se dará pie a que en lugar de aplicar el retiro obligatorio van a dar lugar al retiro temporal a diestra y siniestra creando desfase en la carrera profesional e ineficiencia.

DESTINOS
Otro artículo que llama la atención según el analista es el referido a los destinos que han sido clasificados en A, B, C y D, en función a la cantidad poblacional, cuando debería ser por jerarquía y el cargo.
“Es una clasificación en base a la cantidad de población de los municipios del país y los destinos no deben ser clasificados así sino por la jerarquía de los cargos a desempeñar en los diferentes destinos. Automáticamente esa relación de jerarquía y cargo, hace y tiene relación con la cantidad de población que tiene un determinado municipio o departamento”, apuntó.
Precisó que las categoría A es la más poblada, la B y C las de menor población y la D para fronteras, lo que en su criterio es incongruente.
“Deberían revisar, más que por la cantidad poblacional, por la categoría del destino y la función y la especialidad”, aseveró.

PERMUTA
Para el experto lo que excede a la racionalidad es el artículo 34, la permuta de destinos, que significa que los policías de carrera y los de servicio podrán “negociar” sus destinos.
“Por razones de salud, familiar, etc., puedan solicitar consensuar de manera voluntaria el intercambio de destinos de un departamento a otro. Si uno está con una enfermedad grave, no debe esperar y buscar otro enfermo o de lo contrario un voluntario que quiere hacerle cambios, esto tiene un interés político y económico que encaja en corrupción, porque si yo tengo dinero por encima de lo normal, el cargo lo puedo comprar”, advirtió.

TIPOS DE DESTINO
Santistevan advirtió que el artículo 42 del proyecto de ley prevé la antigüedad de dos años a los policías que lograron un título de licenciatura, lo que va en desmedro de los funcionarios que estuvieron destinados en fronteras u otras ciudades que no tenían una universidad.
“Llama la atención que en el romano II dice que los servidores públicos rezagados que obtengan título profesional a nivel licenciatura en otra carrera, van a tener derecho de acumular, por una vez, hasta dos años de antigüedad para efectos de ascenso, eso no puede ser posible”, dijo.
Aseveró que los policías que estaban rezagados por cuestiones disciplinarias o porque no hicieron carrera profesional, como los demás, y se beneficiaron teniendo tiempo para estudiar en las universidades, al final salieron ganando dos años.
“Aquéllos profesionales de carrera que no han podido tener esa oportunidad de estudiar en las universidades porque han estado en fronteras, en lugares donde no hay universidades, no serán beneficiados. No corresponde, aquel policía que se ha preparado con una carrera adicional, obviamente que les sirve para ganar puntos para sus ascensos, destinos, etc., pero no para recuperar años”, explicó.

GOBIERNO
Por otro lado, el ministro de Gobierno, Eduardo Del Castillo, asegura la importancia de brindar seguridad jurídica y especialización para el talento humano de la institución del orden.
“Este proyecto de ley va a generar beneficios no solamente para la Policía Boliviana, sino para todo el pueblo boliviano, el primero de ellos es la especialización del talento humano policial, vemos como en la actualidad existen efectivos policiales especializados en investigación, pero no están cumpliendo funciones en estas áreas específicas de la Policía Boliviana, por tanto, queremos crear especialización al interior de la policía boliviana, ya sea en investigación criminal, orden y seguridad pública, en tránsito y seguridad vial u otras especialidades transversales, así también vemos”, manifestó.
Añadió que uno de los aspectos fundamentales que trabaja el proyecto de ley, es la seguridad jurídica para el talento humano policial, para que los mismos conozcan en que momento serán destinados a otros municipios o departamentos, regulando esta situación que va conectada con la ascensión de grados en la carrera policial, y que esta no esté sujeta al “manoseo político civil o social”.

La entrada Proyecto pretende consolidar sometimiento de la Policía al poder político y corrupción se publicó primero en El Diario – Bolivia.

 

Deja tu comentario

A %d blogueros les gusta esto: